viajesÚLTIMAS OFERTAS PARA LOS MERCADOS DE NAVIDAD

Mercados de Navidad: Ofertas para visitar los mejores mercadillos en Europa

Un viaje a una bella ciudad europea para descubrir sus mercadillos de navidad es, sin duda, una experiencia para probar y repetir. No te aburrirás nunca paseando entre innumerables y coloridos puestos que venden un poco de todo: desde alimentos típicos dulces y salados hasta ropa de invierno o simpáticas artesanías, todo y siempre con una clave o sabor navideño.
Una visita a una bella ciudad que acoja uno o varios mercadillos navideños hará que tus vacaciones sean aún más especiales e inolvidables, por no hablar de que también será un placer para tus ojos y, sobre todo, para tu paladar. 
A continuación encontrarás muchos consejos y ofertas de viaje para visitar hermosos mercados navideños en muchas ciudades europeas. ¡Felices compras, Pirata!

🤔 Mercados de Navidad: cuándo y dónde ir

El periodo de apertura real varía en cada mercado. Algunos comienzan ya a principios de noviembre y otros terminan con la Navidad. Pero, por lo general, desde finales de noviembre hasta Nochebuena están todos o casi todos abiertos.

¡Generalmente ofrecemos fechas en todos los meses de apertura, en noviembre, diciembre y enero!

Los mercados navideños son muy característicos en casi toda Europa, especialmente en Europa Central y Europa del Este.

Por ejemplo, encontrarás fantásticos mercadillos navideños en ciudades bálticas, escandinavas, alemanas o polacas, además de los clásicos de Praga, Viena o Budapest: son realmente maravillosos y a menudo constituyen un motivo concreto para visitar una determinada ciudad o emprender un viaje.

Además, con los vuelos de bajo coste que conectan España con muchas ciudades del norte de Europa a precios muy asequibles, no hay más remedio que elegir.

🛍 Mercados de Navidad: qué comprar

Ropa

Casi exclusivamente para el invierno, encontrarás bufandas cálidas y muy originales, guantes, gorros de lana y muchos otros artículos, a menudo hechos a mano o en cualquier caso únicos y de gran calidad.

Comida: dulces y salados

Los platos varían según el país o la ciudad, pero en general se trata de comidas calientes, inspiradas en el clima frío: sopas, guisos de carne o verduras, pero también bocadillos con carne, embutidos, salsas o verduras diversas. No faltan los dulces: el chocolate en todas sus formas, a menudo navideño, como los gofres, típicos de Bélgica pero comunes en todo el norte de Europa, así como las almendras y otros frutos secos caramelizados y las fragantes castañas asadas. No hay que perderse las cervezas locales y sobre todo el vino caliente, ideal para calentar el cuerpo, el corazón y el alma.

Artesanía

¡Un montón de artículos para decorar! Si visitas un mercado navideño al comienzo de la temporada festiva, podrás comprar muchos artículos para decorar festivamente tu árbol de Navidad o toda la casa, con artículos ciertamente únicos que no encontrarás en tiendas de España.

⭐️ Los mejores mercados de navidad

Escandinavia

Las cuatro capitales escandinavas, Oslo, Copenhague, Estocolmo y Helsinki, ofrecen hermosos mercados. Recomendamos especialmente el mercado de Gamla Stan en Estocolmo, que tiene lugar en el casco antiguo.

Países bálticos

Riga, en Letonia, Tallin, en Estonia, y Vilnius, en Lituania, son maravillosas en Navidad, y sus mercados son un poco diferentes de los del norte de Europa. El de la plaza del Ayuntamiento de Tallin alberga un árbol de Navidad gigante, una tradición que se mantiene desde el siglo XV.

Alemania

Todas las ciudades de Alemania tienen un mercado que merece la pena visitar: no se pierda el Gendarmenmarkt de Berlín y el mercado medieval de Raw, el Christkindlesmarkt de Núremberg, el mercado Römerberged de Fráncfort y el de Colonia, tanto el que está frente a la catedral como el del casco antiguo.

Polonia y Praga

En la capital polaca, en Varsovia, pero también en ciudades como Gdańsk, Cracovia, Wrocław y Poznan, los mercados son muy típicos y especiales. No te pierdas la que se celebra en Rynek Główny, la plaza principal de Cracovia.

Praga ya es una ciudad única, que el ambiente navideño hace aún más bella. Los mercados aquí son variados: por ejemplo, en el Castillo de Praga, en la Plaza de San Jorge, en la Plaza de Wenceslao y en la Plaza de la Paz.

Viena y Budapest

Cuando se trata de mercados navideños, Austria alberga sin duda algunos de los más bellos y antiguos. La "Magia del Adviento vienés" transforma la Plaza del Ayuntamiento en un cuento de hadas entre noviembre y diciembre.

En Budapest, frente a la Catedral, en la séptima fiesta de Adviento, el Mercado al Aire Libre recibe a todo el mundo con regalos y platos húngaros e internacionales entre finales de noviembre y principios de enero.

Trentino - Tirol del Sur

Por supuesto, no hace falta cruzar los Alpes para encontrar fantásticos mercados navideños. La tradición también se conserva perfectamente en Trentino y Tirol del Sur. Recomendamos los de Bolzano (especialmente en la plaza Walther), Vipiteno, Rovereto, Merano, Trento y Levico.